Blog

  • superpoderes que adquieres cuando viajas mucho en bus

Superpoderes que adquieres cuando viajas mucho en bus.

La única manera de evitar estar buscando aparcamiento durante horas o tener que pagar un riñón por el mismo en las grandes ciudades es utilizar el autobús o el metro como medio de transporte habitual. Elegir el mejor asiento o huir del viajero que esta mañana ha olvidado darse una ducha es un don que adquieren solo aquellos superhéroes y superheroínas que están habituados a viajar en transporte urbano. Así que, vamos a ver cuáles son los superpoderes que adquieres cuando viajas mucho en bus.

  • Conoces el mapa de tu ciudad gracias a las paradas de metro y autobús. Si coges cada día el metro, es normal que a la larga te aprendas su itinerario. Las líneas de metro incluso han inspirado a diferentes artistas españoles para las letras de sus canciones. En 1984 Sabina cantó en Caballo de cartón: Tirso de Molina, Sol, Gran Vía, Tribunal, dónde queda tu oficina para irte a buscar” y en 2016 Las Bístecs siguieron esta tendencia con Metro (Patillada en Català): “Clot, Camp de l’Arpa, Universitat, Tetúan, Drassanes, Llacuna, Bogatell”.

 

  • Eliges el mejor sitio. Como te sabes el mapa, controlas las paradas que te quedan para bajar de memoria y aquellas en las que sube más gente. En consecuencia, siempre sabes cuándo te tienes que sentar cerca de la puerta o, por lo contrario, te puedes situar próximo a una ventana y disfrutar de las vistas.

 

  • Sabes quién es el viajero que esta mañana ha olvidado el desodorante. Durante años de viajes en metro y bus has desarrollado un olfato que ni los perros policía. A la mínima detectas quien es el viajero que ha olvidado la ducha y sabes dónde colocarte para huir de ese fuerte olor.

 

superpoderes bus

  • Detectas inmediatamente al niño o bebé llorón. Los viajes en transporte público que tienen como banda sonora a un niño llorica se pueden hacer muy largos. En ocasiones no basta con ponerse los cascos a todo volumen sino que, además, hay que sentarse a una distancia determinada para que no te llegue su molesto ruido sonoro. ¡A primera hora de la mañana conocer este truco puede ser clave!   

 

  • Te haces amigo de los conductores. Como bien dice el refrán, “hay que tener amigos hasta en el infierno” y la amistad de estos trabajadores públicos puede durar toda la vida. Si siempre coges la misma línea de bus y lo haces a la misma hora, seguramente habrás coincidido más de una vez con el mismo autobusero. Un buenos días de confianza entre tanta multitud siempre es agradable.

 

  • Descubres cómo aprovechar el trayecto leyendo o estudiando. Cuando llega la época de exámenes, cualquier minuto suma y ese último repaso puede marcar la diferencia. ¡En junio lo agradecerás!

 

¿Tú también has adquirido con el tiempo todas estas capacidades? ¡Seguro que sí! No obstante, si eres de los que, además, también utiliza la bicicleta, ¡descubre con nosotros qué tipo de ciclista eres!

11 Oct, 2017 I Categorías: Actualidad I No Comentarios

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

info@zicla.com | T. +34 932 242 731. c/ Ramon Turró 100-104, 4º-3ª. 08005, Barcelona